La televisión incumple

(Columna Los últimos de Malle, El Mundo / El Día de Baleares, 17 de octubre de 2016)

television-cogigo-regulacionESTAMOS EN un momento en el que las grandes cadenas de televisión hacen lo que les da la gana. No cumplen las leyes ni los códigos de autorregulación que firmaron. Y las multas que reciben se las traen al pairo.

Las cadenas exceden los 12 minutos máximos de publicidad por hora, suben el volumen en los anuncios, introducen publicidad encubierta y emiten violencia y sexo en horario infantil. Aquí todo vale. Esto ocurre en televisiones privadas y públicas, que es más grave.

El otro día se hizo apología de la violación en Mujeres, Hombres y Viceversa, de Telecinco. El tronista Suso explicó, en horario infantil y en un programa dirigido a adolescentes, sus problemas para entender un no de las mujeres: «Si tú me das a entender una cosa y yo me acelero, luego no me digas ‘hasta aquí, ahora ya no, me voy’. En ese momento yo ya no razono». Las redes sociales se incendiaron gracias a la denuncia del periodista @PabloMM.

El Telediario de la 1 de TVE de este sábado al mediodía informó sobre el Festival de Sitges y emitió imágenes de asesinatos. Todo muy normal para una comida familiar: una sierra cortando una pierna, un punzón contra un ojo y sangre por doquier. Esto incumple el código de TVE y la Ley de Comunicación Audiovisual. Lo más gracioso es que hace poco el Defensor del Espectador de TVE salió pidiendo perdón por emitir imágenes de La Matanza de Texas en otro telediario. Y ahora lo hace incluso peor. Tengo ganas de llorar.

Encima esta semana hemos conocido que la Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC) ha sancionado con 155.000 euros a La mañana de Mariló Montero (TVE) por publicidad encubierta de una clínica. La CNMC pone varias multas cada año pero ninguna ha conseguido nada. Ahora mismo sale más rentable emitir violencia y publicidad encubierta y pagar las multas que ser honesto y cumplir los códigos.

La madre de todos los incumplimientos es, como pueden imaginar, Sálvame (Telecinco). Un trabajo fin del grado en Comunicación Audiovisual del CESAG reveló que comete una media de 20 incumplimientos cada tarde. Y llevan 1.500 tardes ya.

La televisión es una educadora informal. Los niños pasan más tiempo ante los medios que en la escuela. Si desde pequeños les damos violencia, sexo, drogas y modelos de conducta de gente despreciable, ¿cómo serán en el futuro?

Anuncios

Acerca de manuelaguilerapovedano

Periodista e investigador de la Guerra Civil Española. Doctor, con premio extraordinario, por la Universidad CEU San Pablo y profesor de Periodismo en el CESAG. Autor de "Compañeros y camaradas. Las luchas entre antifascistas en la Guerra Civil Española".
Esta entrada fue publicada en Opinión y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s