Ruta de la Batalla de Mallorca por la Vía Verde

Una de las mejores maneras de visitar el escenario de la Batalla de Mallorca en la guerra civil es a través de la Vía Verde Manacor-Artà. Recorre gran parte de la línea del frente donde se luchó en agosto y septiembre de 1936 tras el desembarco republicano de Bayo. Sigue la línea del antiguo ferrocarril (1921-1977) y pasa por cinco lugares clave en la batalla: las fincas de Sant Llorenç (Son Sureda, Rafal Sec), Son Carrió, Ses Talaies, Na Penyal-Puig de Sa Font y Son Servera-Son Corb.

Se puede hacer andando, corriendo o en bici. Yo salí en bici desde el pueblo de Sant Llorenç y en seguida nos encontramos un túnel y la antigua estación (rehabilitada en 2011). Todo esto era zona franquista, la más cercana al frente.

Via Verda Manacor-Artà. La Vía Verde con el pueblo de Sant Llorenç a la izquierda. Al fondo, la sierra de Artà.

La antigua estación de Sant Llorenç, cerrada en 1977 y rehabilitada en 2011.

Seguimos pedaleando y observamos justo delante la línea del frente del enemigo: los 4.000 milicianos catalanes que desembarcaron el 16 de agosto desde Porto Cristo al sur a Son Servera en el norte. El mayor avance republicano se produjo el 22 de agosto de 1936, con la conquista de las fincas de Son Vives y Son Sureda, muy cerca de Sant Llorenç. A la izquierda, un poco a lo lejos, podemos ver la torre de Son Vives, sobre una loma. Al lado, más atrás, se observa el Puig de Sa Font, una de las mayores conquistas republicanas.

A la izquierda se ve la torre de Son Vives y el Puig de Sa Font, zona republicana.

Y seguimos nuestro camino por las fincas de Sant Llorenç hasta Son Carrió, un pequeño pueblo que cambió de manos varias veces durante la batalla y su iglesia fue saqueada. Aquí se produjo una gran desbandada franquista. Podemos ver la antigua estación y si nos desviamos un poco a la izquierda, el cementerio de Son Carrió.

La antigua estación de Son Carrió.
El cementerio de Son Carrió con Ses Talaies republicanas al fondo.

Justo a la entrada vemos el desvío hacia las montañas de Ses Talaies, ocupadas por los republicanos.

Si miramos a la izquierda justo en la entrada de Son Carrió, vemos el desvío hacia Ses Talaies republicanas.
Son Carrió queda a la derecha, con su enorme iglesia y la montaña de Son Manxo, ocupada por los republicanos.

Dejamos Son Carrió y ya estamos de lleno en zona republicana. Subimos hacia el norte con Ses Talaies a la izquierda y la finca de Sa Torrenova a la derecha, donde había un hospital miliciano y sirvieron las cinco milicianas asesinadas que dejaron un diario.

Sa Torrenova queda a la derecha, que se convirtió en hospital republicano.

Poco después veremos a la izquierda la montaña de Na Penyal, que fue tomada por los republicanos los primeros días y todavía esconde trincheras, búnkeres y túneles de 1937.

La Vía Verde con la montaña de Na Penyal al fondo.

A continuación vemos la montaña de Son Corb, la más famosa de la batalla. Aquí concluía la línea republicana y era clave para tomar el pueblo de Son Servera. Los franquistas la retomaron el 2 de septiembre de 1936. Fue la única refriega donde participó el fascista italiano Conde Rossi, aunque algunos afirman que llegó tarde.

La montaña de Son Corb, tomada por los republicanos y reconquistada por los franquistas, escribió el epílogo de la batalla.

Justo después la Vía Verde llega al pueblo de Son Servera, un enclave donde los franquistas resistieron el asedio desde el Puig de Sa Font y Son Corb. El 4 de septiembre los republicanos reembarcaron y concluyó la batalla.

Este trayecto de la Vía Verde Sant Llorenç-Son Servera es de unos 12 kilómetros, así que en bici no son nada duros y el terreno es casi todo llano. Sólo queda la vuelta :))

Más información sobre la Vía Verde Manacor-Artà.

Acerca de manuelaguilerapovedano

Periodista e investigador de la Guerra Civil Española. Doctor, con premio extraordinario, por la Universidad CEU San Pablo y profesor de Periodismo en el CESAG. Autor de 'Compañeros y camaradas. Las luchas entre antifascistas en la Guerra Civil Española' y 'Un periodista en el desembarco de Bayo'.
Esta entrada fue publicada en Historia y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Ruta de la Batalla de Mallorca por la Vía Verde

  1. Guillermo Morey dijo:

    Apreciado Manuel,
    En primer lugar, darte las gracias por hacerme partícipe de tus reportajes, enormemente interesantes para mí y especialmente la historia objetiva de esta guerra local y última convencional registrada en tierras mallorquinas. Ojalá que tu objetividad fuera imitada por otros “historiadores” del actual régimen local de izquierdas (versión UIB), que suelen contar estos hechos con un marcado acento periodístico marxista-estalinista cuanto menos.
    En segundo lugar, me has de permitir aprovecharme la ocasión y sin ánimo de crítica (y no solo por ti en concreto) reprobar el uso que se hace del «palabro» zona franquista, desbandada franquista, los franquistas, etcétera, etcétera, etcétera. En tu reciente artículo y como ya he dicho, en general.
    Manuel, tu bien sabes que en el lapso de tiempo en que tuvieron lugar estos hechos (agosto-septiembre del 36), Franco a duras penas era un segundón importante pero que estaría bastante entretenido, liado y abrumado con las operaciones de las unidades africanas que pasaban el Estrecho e intentaban progresar hacia arriba, vía Andalucía y Badajoz. Poco le preocuparía, pienso yo, el desembarco en Mallorca, aunque como sabes tenía buenos amigos aquí (los Torres Bestard, los García-Ruiz o los Zayas de turno), fruto de su estancia como Comandante General y de cacerías en Son Verí o de excursiones en burro a Son Torrella virgen, justo pocos años antes.
    No es hasta octubre que se le entroniza como Caudillo de España y a partir de entonces sí que entiendo se puede empezar a emplear el término franquista en las actuaciones del Régimen en toda España y en el mundo, hasta al menos 1975.
    Mientras tanto -insisto- la atención a las operaciones militares mallorquinas debían de ser atendidas o ¿ideologizadas?, en teoría, por la Junta de Defensa de Burgos, aunque me temo que probablemente ni se enteraban mucho de iba la película.
    Otro día, si me lo permites, te hablaré de los hechos de Cabrera o de los voluntarios menorquines en el desembarco de Porto Cristo. No todos eran catalanes.

    Guillermo Morey

    • Gracias por tu comentario, Guillermo. Hemos hablado otras veces y reconozco tus amplios conocimientos, sobre todo en lo que me contaste de Cabrera 🙂 Sobre la terminología, ninguna me satisface, ni todos eran “fascistas” ni todos “franquistas”. “Rebeldes”, “nacionales” y “sublevados” los veo muy genéricos. Sobre la tropa, la mayoría eran catalanes y era una empresa catalana. La precisión y los matices los dejo para los artículos científicos :)) Un abrazo! Sigue en pie sacar un tema que hablamos de Cabrera 🙂

  2. Mario dijo:

    Me gustaría conocer tu opinión sobre el libro «La guerra fascista» de un tal Javier Rodrigo. Y si tal autor muestra alguna tendencia favorable a algún contendiente. Disculpa que mi comentario no guarde relación directa con tu post.

    • Buenas, Mario!

      He trabajado ese libro en mi investigación de los italianos en Mallorca y me fue muy útil. Una vuelta de tuerca a Coverdale (sólo encontré una pequeña confusión en un nombre, pero eso ocurre en todos los libros). El autor es un referente en la intervención italiana. Lo conocí en un congreso y fue muy simpático.

      Un abrazo!

  3. Pingback: Ruta por la Batalla de Mallorca | Manuel Aguilera Povedano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s