Mussolini a la conquista de las Baleares

La Malatesta Editorial acaba de reeditar una joya histórica. El libro que publicó el anarquista Camilo Berneri en 1937 sobre el plan de Mussolini para conquistar Baleares. Las pocas copias que quedan de aquella tirada andan por la red a un mínimo de 350 euros. La reedición nos permite tenerlo ahora en casa por sólo siete. Precio popular y libertario, para que no se diga.

Portada de la nueva edición.

Portada de la nueva edición.

El rescate de este libro ha sido idea del mallorquín Grupo de Estudios Libertarios “Els oblidats” con el objetivo de darle el peso que se merece en la historiografía. En su opinión, la obra ha sido tratada injustamente porque apenas se ha tenido en cuenta en las investigaciones académicas sobre el tema. En el prólogo destacan, de manera acertada, que Berneri fue el primero en demostrar que Baleares “formaba parte del proyecto estratégico de expansión imperial italiano”. Después, historiadores como Josep Massot y Morten Heiberg han refrendado cómo realmente así fue. Mussolini necesitaba Baleares para controlar el mediterráneo occidental, cortar la ruta Francia-Argelia y asaltar la costa azul gala, Marruecos o el estrecho si era necesario.

¿Qué tiene de especial este libro? Expone de manera ordenada los papeles secretos del consulado italiano de Barcelona entre los años 1920 y 1936. El triunfo de la revolución en la ciudad condal el 19 de julio de 1936 obligó a Italia a abandonar apresuradamente estas dependencias y todo lo que no pudieron destruir cayó en manos del sindicato anarquista CNT. Camilo Berneri, intelectual italiano que había acudido a luchar por la revolución libertaria, se interesó por ellos y escribió un libro que venía a demostrar con documentos el interés que tenía Mussolini en las Baleares. Berneri lo escribió en tiempo récord y en 1937 ya estaba en la calle.

El contexto en el que se publicó es muy importante. En ese momento España estaba en plena guerra civil e Italia estaba ayudando con tropas y suministros a Franco. La prensa de la zona republicana no dejaba de alertar sobre el control italiano de Mallorca e incluso se llegaba a afirmar que las autoridades españolas estaban en un segundo plano. La realidad era que, salvo excepciones como la del conde Rossi, los españoles mantuvieron el poder. Los italianos eran unos 300 militares voluntarios, la mayoría aviadores, que se dedicaban a labores de defensa de la isla y bombardeo de la costa republicana.

Los documentos que aparecen en el libro demuestran un interés especial en los pormenores sociales y políticos de las islas. El consulado italiano de Barcelona tenía a un agente fijo en Palma que le iba informando de todo, principalmente lo que tenía que ver con residentes y empresas italianas. No obstante, todos los documentos no dejan de ser indicios. Interés sí, pero, lamentablemente, no aparece ninguna prueba concluyente de que querían conquistar la isla. Uno de los informes que más llaman la atención es el que envió el cónsul a Roma en 1929 en el que aconseja más escalas de barcos italianos en Palma, creación de empresas y recuerda, una vez más, “la importancia militar de las dos islas [Mallorca y Menorca]“.

Edición de 1937.

Edición de 1937.

Otra de las partes interesantes es la que cuenta cómo el 15 de septiembre de 1929 desembarcaron unos mil camisas negras (cuerpo paramilitar fascista) en Palma. Desfilaron hasta el Ayuntamiento donde, según cuenta el agente consular, “el alcalde [Juan Aguiló, de Unión Patriótica] y muchos concejales respondieron extendiendo el brazo en saludo fascista“. Después los italianos acudieron a una corrida de toros. El dueño de la plaza, José Tous Ferrer, les reservó 1.200 asientos gratis e invitó al palco a los hijos Mussolini, Bruno y Vittorio. Antes de empezar la corrida cantaron el himno fascista y fueron ovacionados. Al volver de la corrida se detuvieron en la estatua de Jaume I y los camisas negras depositaron varios ramos de flores. Después continuaron desfilando por las calles de Palma hasta el puerto.

Berneri escribe que lo que llevó al imperialismo italiano a interesarse por Baleares fue su belleza: “Por las pequeñas ciudades llenas de sorpresas moriscas y góticas, por las calles tortuosas y por la sombra animada con los colores vivaces de las casas, por las voces sonoras y por la gesticulación meridional de los habitantes, las barcas de la vela latina y las bahías de un bello azul ultramarino en contraste con la obscura severidad de las rocas costeñas“. Así, con los documentos en la mano, concluyó que España era para el imperialismo mussoliniano “un país a colonizar (…) Aquí se esclarece sólo cómo Mussolini consideraba las Baleares como una cabeza de puente de la conquista del Mediterráneo. (…) Mallorca, Ibiza, Cataluña: he ahí las etapas de la conquista soñada por Mussolini“.

El intelectual anarquista no pudo seguir investigando sobre el tema porque perdió la vida a manos de los comunistas catalanes poco después de publicarse el libro, el 5 de mayo de 1937. Su delito fue ser antiestalinista en un territorio donde el poder de Moscú no dejaba de crecer. El legado para Baleares es una obra única, imprescindible para cualquier persona que quiera saber lo cerca que estuvieron las islas de cambiar su bandera.

Camilo Berneri.

Camilo Berneri.

(Reseña de la reedición del libro de Camilo Berneri, Mussolini a la conquista de las Baleares, publicada en El Mundo / El Día de Baleares el 25 de noviembre de 2012, página 75)

Anuncios

Acerca de manuelaguilerapovedano

Periodista e investigador de la Guerra Civil Española. Doctor, con premio extraordinario, por la Universidad CEU San Pablo y profesor de Periodismo en el CESAG. Autor de "Compañeros y camaradas. Las luchas entre antifascistas en la Guerra Civil Española".
Esta entrada fue publicada en Historia y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Mussolini a la conquista de las Baleares

  1. Viriato dijo:

    “El intelectual anarquista no pudo seguir investigando sobre el tema porque perdió la vida a manos de los comunistas catalanes poco después de publicarse el libro, el 5 de mayo de 1937.” Efectivamente, la República Española sólo tenía tres salidas: El Franquismo, el Anarquismo o la República Soviética. Casualmente, triunfó el Franquismo.

  2. Pingback: Hidropuerto de Pollença: la llave del Mediterráneo | Manuel Aguilera Povedano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s